Especialidades

Especialidades médicas más demandadas

El Grado en Medicina sigue siendo una de las carreras que más estudiantes tienen en España. Mucho se especula sobre las salidas laborales de las profesiones sanitarias en este país, ya que muchos deciden irse al extranjero, pero en la Medicina las salidas laborales dependen en gran parte de la especialidad médica que se escoja.

¿Cuáles son las mejores especialidades médicas que puede escoger un MIR?

Algunas de las mejores especialidades médicas para asegurarse un empleo y además poder compaginarlo con el ejercicio profesional privado son Dermatología, Ginecología y Pediatría. Dermatología y Oncología son dos especialidades médicas con mucha demanda de trabajo y esa es una de las razones por las que los MIR se deciden tanto por ellas.

¿Cuáles son las especilalidades MIR con tasa 0 de desempleo ?

Oncología, Neurofisiología Clínica, Neurocirugía, Medicina Forense, Medicina Intensiva, Inmunología, Hidrología Médica, Farmacología Clínica, Endrocrinología y Nutrición, Dermatología Médico Quirúrgica y Venerología, y Angiología y Cirugía Vascular.

Oncología es una de las más demandadas por los MIR, ya que es una de las primeras especialidades que se quedan sin plaza. Tiene mucha salida laboral pero requiere de una contínua formación y especialización, mucha más que otras ramas médicas.

Dermatología también resulta una opción atractiva por el tema de las guardias y algunos MIR la escogen porque intentan evitar el estrés y la ansiedad que generalmente se da en el sector médico.

Despúes de estas ramas medicas, Anestesiología, Oftalmología y Urología son las que siguen la lista de poco desempleo, ya que tienen un 0,2, 0,8 y 0,9% respectivamente

¿Y cuáles son las especialidades médicas con más paro?

Cirugía Cardiovascular, Cirugía Torácica, Bioquímica Clínica, Cirugía Plástica, Cirugía Pediátrica y Geriatría. Estas especialidades tienen una tasa de paro de entre el 6 y el 12%.

Cirugía Plástica es elegida por gran parte de los MIR, ya que aunque no tiene una gran salida laboral en la sanidad pública, sí la tiene en la sanidad privada. Los ingresos de esta especialidad dentro del sector privado son muy altos y además a muchos les atrae la idea de llegar a tener una reputación alta como médico gracias a esta especialidad.

 

¿Y tú qué elegirías? ¿Te decidirías debido a la tasa de paro de cada especialidad o te decantarías por especializarte en tu rama favorita?

 

Especialidades: Anestesia y Reanimación

[uam_ad id=»2354″]

ANESTESIA Y REANIMACIÓN:

 

Podemos decir que la especialidad de anestesia y reanimación es la “gran desconocida” por excelencia. Esta especialidad, que se conoce poquito en el ámbito extra-hospitalario, es de las especialidades más importantes dentro del hospital. Atención, porque consiste en algo más que “dormir” al paciente…

Residencia de Anestesia y Reanimación

La duración de la residencia es de 4 años. Se encarga del estudio y la aplicación de:

-Técnicas para insensibilizar al dolor y hacerse cargo de las constantes y el bienestar del paciente antes, durante y después de cualquier intervención quirúrgica.

-Mantener las funciones vitales del paciente durante la cirugía y posteriormente en Reanimación, y en los pacientes donantes de órganos.

-También se hacen cargo del tratamiento del dolor de gran intensidad y de difícil manejo, de cualquier etiología.

-Se encargan de la consulta de pre-anestesia, y por tanto de la indicación de someter o no al paciente a una anestesia que pueda suponer un riesgo vital.

Por tanto, la especialidad incluye otras áreas de actuación además del quirófano, entre las que están el tratamiento del dolor y el manejo de pacientes críticos ubicados en la Unidad de Reanimación. Así, además de estar muy ligada al quirófano, también se basa en un amplio conocimiento de la cardiología, la neumología, nefrología…

Los conocimientos requeridos son muy amplios, y eso se traduce en un médico con una gran formación, ¡y capaz de actuar en situaciones urgentes!

Rotaciones: Medicina Interna, Cardiología, Neumología, Radiodiagnóstico, y Nefrología.

Resultado de imagen de anestesia

Guardias de Anestesia y Reanimación:

El primer año normalmente haréis guardias de Puerta de Urgencias, y posteriormente de vuestra especialidad, aunque esto puede ser variable según el hospital.

Las guardias de especialidad tienen momentos intensos y momento más tranquilos, pero en general tenéis que estar preparados para la “acción”. Las noches pueden ser movidas, puesto que es relativamente frecuente que tengáis que meteros a una operación urgente.

Pros de Anestesia y Reanimación:

se trata de una especialidad amplia, que precisa de gran conocimiento en especialidades médicas pero a la vez os demanda la capacidad de actuar en situaciones urgentes y ser resolutivo en los problemas que puedan surgir en un quirófano. Además, suele tener buena salida laboral, tanto en la medicina pública como en la privada. La oferta de plazas es grande, lo que la hace relativamente accesible. También es un aspecto positivo el trabajo en equipo en el quirófano y en interaccionar diariamente con otros especialistas (normalmente del ámbito quirúrgico)

Contras de Anestesia y Reanimación:

Los momentos de estrés “agudos” tanto en guardias como en el día a día os tienen que gustar, y mantener el equilibrio entre largas jornadas de quirófano en ocasiones monótonas con los momentos estresantes de actuación inmediata.

Nuestro consejo:

Si os gusta el quirófano, pero no queréis dejar de lado una formación amplia en medicina interna, y si además queréis una especialidad dinámica, no la descartéis.

Próximamente, iremos publicando más post sobre otras especialidades. Recordad que lo que publicamos aquí se basa en experiencias propias con el objetivo de ayudaros a tener más información sobre las diferentes especialidades.

Id a vuestro hospital de referencia y pedid que os dejen pasar una mañana en quirófano, preguntad por el día a día del anestesista en ese hospital e incluso pasad una mañana en la consulta de pre-anestesia…¡podéis encontrar una buena opción para elegir!

 

Equipo de Médicos Residentes.

Hablemos de especialidades: Alergología

[uam_ad id=»2354″]

ALERGOLOGÍA:

La Alergologia es una especialidad médica que comprende el conocimiento, diagnóstico y tratamiento de las enfermedades producidas por mecanismos inmunológicos, con las técnicas que le son propias. Se basa, por tanto, en el conocimiento y desarrollo del campo de la inmunología. Incluye el tratamiento de patologías tales como el asma, alergias crónicas estacionales, alergias a fármacos…

Esta especialidad suele ser relativamente desconocida, pero debéis considerarla puesto que se trata de una especialidad que cobra cada vez más importancia Tened en cuenta que la prevalencia actual de las enfermedades alérgicas en nuestra sociedad es aproximadamente de un 21%, ¡y esta prevalencia está aumentando en los países desarrollados! Además, se trata de enfermedades con gran repercusión en la calidad de vida de los pacientes, que dan mucha importancia a la mejoría de los síntomas y a la relación con su médico.

Imagen relacionada

Residencia de Alergologia:

La residencia tiene una duración de 4 años, que incluye rotaciones muy interesantes e importantísimas para la formación en alergologia, como son la Medicina Interna, Pediatría, Laboratorio de alergia in vivo e in vitro, Inmunología, Neumología y Dermatología.

Guardias de Alergologia:

Haréis guardias de Urgencias y de Medicina Interna durante la residencia, puesto que NO hay guardias de especialidad.

Pros de Alergologia:

Tendréis una formación amplia dentro del campo de la Medicina Interna, trataréis enfermedades importantes y cada vez más prevalentes. Tened en cuenta que cada vez hay más medios para tratarlas y controlarlas, tratamientos efectivos, y el paciente os agradecerá conseguir esa mejoría en su calidad de vida.

Tendréis la posibilidad del campo de la investigación (gran desarrollo de la inmunología), el día a día de la especialidad es relativamente tranquilo (gran parte de la actividad se desarrolla en consultas externas)

Contras de Alergologia:

Tenéis que sopesar el hecho de no tener guardias de especialidad, y que el día a día podría parecer repetitivo para algunas personas. También hay que tener en cuenta que algunas enfermedades se solapan o se comparten con otras especialidades como la reumatología, dermatología, otorrino y neumología.

Consejo de Médicos Residentes sobre Alergologia:

Coge una bata, pasa por el servicio de Alergología de tu ciudad y habla con el residente o adjunto que veáis que os quiere hacer caso ¡y preguntad! Que os enseñen los laboratorios, las consultas, que os expliquen los procesos de desensibilización y nuevos tratamientos…¡podréis descubrir una especialidad interesante que se adapte a vuestros intereses!

 

Próximamente, iremos publicando más post sobre otras especialidades. Recordad que lo que publicamos aquí se basa en experiencias propias con el objetivo de ayudaros a tener más información sobre las diferentes especialidades.

Equipo de Médicos Residentes.